David Huerta, un poeta universal

Por Eduardo Cerecedo

El año pasado, David Huerta fue galardonado con el Premio FIL de Literatura en Lenguas Romances que otorga La Feria Internacional del libro en Guadalajara, Jalisco, México, siendo el primer poeta mexicano en obtenerlo. El equipo de Vuelo de jaguar ya había pensado en invitarlo a nuestra revista para hacerle un número monográfico, pero tuvimos que esperar a que pasara la euforia de tal distinción. Ahora estará en nuestras páginas para bien de la publicación, pues es una de la figuras capitales de la poesía realizada en lengua española, y es sin duda, la de David Huerta una visión poética que le viene como base primordial de los poetas del Barroco español, de los poetas norteamericanos, y por supuesto también de los poetas hispanoamericanos. Antes publicó Cuaderno de noviembre, en cuyos ejes poéticos alcanzaría su esplendor, y en 1987 con la aparición de I n c u r a b l e, con esa grandiosidad se muestra ante el mundo con su poesía en plena madurez. En Incurable se muestra al poeta universal, no hay tema que involucre al ser humano que quede fuera de este poema mayor. Pensamos que el poeta, nacido en la Ciudad de México en 1949, con esta publicación ya no tendría fuerzas literarias para escribir otro poemario con cierta luminosidad, pero no fue así, David Huerta continúa escribiendo con cierta parsimonia su pensamiento lleno de vitalidad humana.

     Vuelo de jaguar, Revista de Literatura Hispanoamericana rinde tributo a este poeta mexicano que supo a temprana edad, vislumbrarnos con su poesía. Aquí una breve muestra de su trabajo con las palabras, que se sintetizaron con los versos, éstos con poemas, así hasta causarnos un asombro en cada artefacto verbal.

 

 

POEMAS DE DAVID HUERTA

 

PLEGARIA

Señor, salva este momento.

Nada tiene de prodigo o milagro

como no sea una sospecha

de inmortalidad, un aliento

de salvación. Se parece

a tantos otros momentos…

Pero está aquí entre nosotros

y crece como una luz amarilla

de sol y de encendidos limones

— y sabe a mar, a manos amadas,

huele a una calle de París

donde fuimos felices. Sálvalo

en la memoria o rescátalo

para la luz que declina

sobre esta página,

aunque apenas la toque.

 

Leer Incurable (Frangmento)

Leer Tres poemas de David Huerta

 

David Huerta, Distrito Federal, México, 1949. Poeta, traductor, y ensayista. Nació en México en 1949. Estudió Letras Inglesas y Lengua y Literaturas Hispánicas en la Universidad Nacional Autónoma de México. Ha publicado, entre otros, los libros de poesía: El jardín de la luz (Universidad Nacional Autónoma de México, 1972); Cuaderno de noviembre (Era, 1976), 2da. Ed. Consejo Nacional Para la Cultura y las Artes (Lecturas Mexicanas, 1993); Huellas del civilizado (La Máquina de Escribir, 1977); Versión (Fondo de Cultura Económica, 1978); El espejo del cuerpo (Universidad Nacional Autónoma de México, 1980); Incurable (Era, 1987); e Historia (Ediciones Toledo, 1990), Premio de Poesía Carlos Pellicer, 1990. Fue becario del Centro Mexicano de Escritores (1970-1971) y de la Fundación Guggenheim (1978-1979). Ha sido Secretario de Redacción de la Gaceta del Fondo de Cultura Económica y Coordinador de talleres literarios en la Casa del Lago, de la Universidad Nacional Autónoma de México.

Director Editorial

Deja un comentario

Ir a la barra de herramientas